• A través de radio Gratissima el concejal y candidato al sillón edilicio manifestó que había sido mal asesorado por el retiro de querella en contra de Héctor Jacob
  • Llauca sostuvo que la radio emisora local le negó el derecho a replica estipulado en la Ley de Prensa

6 7 Orietta Llauca2

Si bien es cierto el debate realizado días atrás entre los candidatos a Alcalde por Puerto Varas se llevó a cabo en un ambiente tranquilo pese a los emplazamientos entre candidatos, al pasar las horas una de las respuestas trajo coletazos de manera indirecta. Esto tras la pregunta que recibió Juan Patricio Godoy en cuanto al por qué había retirado la querella contra el Concejal Héctor Jacob quien lo acusó en Concejo Municipal N78 – nota publicada en este medio el 20 de noviembre de 2015 – de solicitar favores sexuales a cambio de ayuda social.

 

Ahora bien, ante la pregunta realizada en el debate del pasado miércoles en Radio Gratissima, Juan Patricio Godoy respondió “para responderle al concejal Hernández debo decirle que tuve una mala asesora jurídica y que yo encuentro penoso que este tipo de cosas se haya llevado al Concejo Municipal … lamentablemente la persona que me asesoró y los testigos renunciaron a ese derecho, pero yo mantengo lo dicho … ”.

En este contexto fue que el pasado jueves la abogada Orietta Llauca, quien en su momento interpuso la querella junto a Juan Patricio Godoy en contra del Concejal Héctor Jacob, nos solicitó aclarar la materia ya que pese a no haber sido mencionada con nombre, se sintió aludida en su rol de abogada. De esta forma, Llauca se acercó la mañana de este viernes a nuestro medio para aclarar el tema.

De este modo, al ser consultada sobre este punto la abogada sostuvo “en un debate transmitido por radio Gratissima fui aludida indirectamente por el candidato a Alcalde Patricio Godoy cuando se le pregunta por qué había retirado la querella en contra de Héctor Jacob. Esa querella fue por el delito de injurias y calumnias en contra del Concejal Héctor Jacob por unos dichos que se habrían vertido en una sesión de Concejo en donde se le hacían imputaciones a Don Patricio Godoy que eran constitutivas de delitos que atentaban contra la integridad sexual de personas y como eso se vertió en un contexto público donde habían personas presentes, eso configuraba a mi juicio el delito de injurias y calumnias en perjuicio de Juan Patricio Godoy. Por lo mismo, el 23 de noviembre del año 2015 presentamos la querella, luego después de a lo menos 6 reuniones anteriores con él, con Don Patricio para poder evaluar los antecedentes poder explicarle, una y otra vez, en que consistía el procedimiento, cuáles podrían ser las adversidades los pro y los contra de una acción como esta para que él tome la decisión de manera informada y una decisión correcta. Luego de ello, él hizo llegar antecedentes escritos y de audio que por si solos no bastaban, no acreditaban lo suficiente para acreditar que el querellado en su oportunidad había sido el que había proferido esos dichos que atentaban contra la honra y la dignidad de Don Patricio Godoy. De eso teníamos que tener pruebas. Los antecedentes escritos más los audios que se me hicieron llegar no eran suficientes. Conforme a ello yo le solicité prueba testimonial porque de alguna manera tenía que demostrarle al Tribunal que la persona que se escuchaba haciendo imputaciones en el audio correspondía a Héctor Jacob de otra forma no teníamos como acreditarlo. De acuerdo a ello, él (Juan Patricio Godoy) me hizo llegar una lista de testigos, porque los testigos uno se los pide al cliente porque es el cliente el que conoce el entorno y es quien designa a sus testigos y uno asume que son personas de su confianza y que tiene ciertas garantías que van a declarar a su favor, y no en contra. Entonces, me da la lista en donde uno de los testigos es él mismo pero hay otras tres personas que son ofrecidas como testigos en razón de que fue la lista que Don Juan Patricio Godoy me hizo llegar. Se le hizo la consulta a Don Patricio Godoy si las personas están al tanto, si saben sobre lo que van a declarar, si estuvieron allí presentes, (me dice) si está todo Ok, está todo conversado. Se ofreció la lista de testigos y ,por ser una acción penal, uno lo que hace es pedir al Tribunal que citen judicialmente a estas personas y las citaron judicialmente, pero allí esas personas se enteraron que habían sido señaladas como testigos en esta querella”.

Consultada la abogada Llauca si habían tenido el consentimiento de las personas para actuar como testigos, esta explicó “no lo había, en ese caso Don Patricio cuando le hago la consulta si estas personas estaban ciertas, si sabían o si el había conversado para que sean testigos, ahí faltó a la verdad. Yo me enteré porque los testigos me ubicaron como abogada de Don Patricio, incluso uno de los testigos hizo una presentación escrita (al Juzgado de Garantía) muy molesto y me pareció correcto porque él había sido incluido en una causa donde a él (testigo) no se le había preguntado si podía ir a declarar o no y, otro de los testigos habló conmigo personalmente, me hizo un severo llamado de atención emitió comentarios que yo no voy a reproducir y ,claramente, yo también le encontré la razón. Yo tuve que asumir una responsabilidad como abogada y después reunirme con el Sr. Godoy y explicarle cual era nuestra situación procesal en la causa, explicarle que con la prueba que teníamos hasta ese momento- que eran los audios y algunas publicaciones- no era suficiente para salir gananciosos en la querella dado que no teníamos como demostrarle al Tribunal que la persona que estaba hablando era don Héctor y las personas que estaban como testigos eran esenciales. Por lo tanto, se le explica, más de 4 veces, a Don Patricio Godoy que lo más recomendable era que la querella sea retirada dado que de continuar yo lo llevaba a un abismo y, cuál era ese abismo? que íbamos a perder, que cuando una persona pierde una causa en materia penal las costas se fijan y son altísimas, hay costas que van hasta de 3 millones de pesos, y yo pensé que don Patricio no las iba a poder solventar e iba a poner en riesgo su patrimonio. Además, le señalo mire considerando que usted es una persona pública, ejerce un cargo de elección popular y está pensando en una candidatura a la alcaldía, creo que también continuar con la querella y la sentencia que vamos a obtener va a ser negativa por la prueba que se nos había caído, puede ser un revés muy grande para su candidatura, aquí lo más digno es que usted retire la querella lo que va a dar lugar a que se asuma, por último, que usted retiró la querella porque prefirió dedicar su tiempo a ayudar a las personas y prefirió que esos recursos que el Estado estaba destinando a su querella, lo destine a perseguir otros delitos mayor envergadura. Finalmente, yo no puedo continuar con esta querella porque se cual es la sentencia y el daño que a usted le causaría. El desistimiento es lo mejor para usted porque si continúo como abogada seria irresponsable porque ya sé la sentencia y sé lo que el juez va a dictaminar y lo que le va a costar a usted desde el punto de vista económico y político. Entonces yo no voy a continuar porque yo no me voy a hacer cargo después de los reproches que usted vaya a tener conmigo por no haberle informado a tiempo de estas alternativas. Se lo informe al menos seis veces a él, vía telefónica y personalmente porque le costaba mucho entender aquello, le costó mucho asumir que él me engañó cuando me llevó la lista de testigos y me indica que él había hablado con esas personas. Finalmente, nunca lo asumió e indica que esas personas lo abandonaron, pero cuando yo hablo con los testigos su relato me parece verídico, estaban muy molestos y fue una molestia que no enfrentó el Sr. Godoy, esas personas se dirigieron a mi como abogada y tenían toda la razón. En nombre del Sr. Godoy y en mi nombre yo les solicité las disculpas de rigor a estas personas porque ellas fueron solicitadas por Carabineros de Chile. Ose a su domicilio y a muchos domicilios laborales llegó Carabineros y claramente eso causaba molestia y ,más aún, si era para pedirle que vaya a declarar a un juicio donde usted nunca nadie le había preguntado. Un detalle no menor es que nosotros, si bien es cierto podíamos obligar a estas personas a ir a declarar pero yo le explico al Sr. Godoy: ¿ellos pueden llegar a declarar y van a declarar a nuestro favor si los estamos obligando a llegar detenidos?, ¿No cree usted que sería desde ya una prueba en contra?, o sea, así como estamos ahora con una prueba testimonial esencial que nos permitía sindicar al querellado como el que señaló los dichos que se escuchan en los audios, sin esa prueba Sr. Godoy nosotros vamos a perder y yo no quiero que usted enfrente esa sentencia por su costo económico y político, por eso se retiró la querella y no porque hubo una mala asesoría, ni porque los testigos lo abandonaron, sino porque era para protegerlo, era lo más idóneo. Uno como abogado tiene el deber de orientar a su cliente, uno no puede hacer todo lo que el cliente quiera si legalmente no es posible y tiene todo el deber de plantearle todos los escenarios, es más tiene el deber de tomar decisiones si ve que su cliente persiste en ir al abismo que fue lo que yo hice porque conocía el costo, y sabia que por la conducta que había tenido el Sr. Godoy de culpar a esos testigos de lo que estaba ocurriendo, tenía claridad que a mi me iba a culpar de una sentencia negativa, por lo mismo tampoco continué, no tenia certeza de contar con el respaldo de mi cliente en el resto de la tramitación de la causa y veo que no me equivoqué”.

 

Finalmente, sobre el derecho a replica que tienen las personas cuando son aludidas en medios de comunicación, Orietta Llauca sentenció “señalar que lamentablemente como abogada sé que tengo un derecho a replica que lo solicité en Radio Gratissima y se negaron a hacerlo”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tu opinión es importante

Comentarios