Educación

Declaración Pública

El Heraldo Austral

La Universidad Austral de Chile ha experimentado un proceso de diálogo fructífero con distintas agrupaciones de estudiantes y colectivos de mujeres, con la finalidad de avanzar en mejoras significativas a la convivencia interna en un marco de respeto de los derechos de todas y todos sus integrantes y, especialmente, para instalar mecanismos efectivos de prevención y sanción de conductas de acoso, violencia y discriminación en la Comunidad Universitaria. Los acuerdos a los que hemos arribado son aplicables a todos los Campus y Sedes de la Universidad y, por tanto, entre otras medidas, incluiremos actividades que promuevan la perspectiva de género en nuestras mallas curriculares, capacitaremos a docentes, trabajadores y estudiantes en estas materias, difundiremos los nuevos reglamentos y estableceremos mecanismos de aplicación efectiva de éstos, aumentaremos el número de profesionales especializados para acompañar a víctimas, crearemos un observatorio de género, entre otros.

Como Rectoría iniciamos hace cuatro años una agenda de trabajo que nos ha permitido contar con un comité paritario, políticas, normativas, comisiones técnicas y profesionales de apoyo, todo lo cual constituye un antecedente relevante para el debate nacional. Por esta razón, hemos tenido plena disposición para dialogar, con las y los estudiantes movilizados de la Sede Puerto Montt, pero no hemos encontrado la disposición ni el espacio para concordar, en un clima de respeto mutuo, un acercamiento que permita dar a conocer nuestra respuesta al petitorio que se ha formulado, en aquellas materias específicas de la Sede y a través de las autoridades de dicha Macrounidad.  

Lamentamos profundamente que el Círculo de Mujeres de la Sede Puerto Montt utilice medidas de fuerza injustificadas y desproporcionadas, que pueden producir daños irreparables en el trabajo que por años han realizado investigadoras e investigadores de la Sede. En este sentido, hacemos un llamado a las estudiantes movilizadas a respetar el trabajo de las profesoras y profesores de su Comunidad.

Insistimos en nuestra disposición al diálogo y por ello, hemos hecho una invitación a las voceras del movimiento a reunirse con autoridades de Rectoría, en un espacio que, esperamos, pueda generar acuerdos que nos permitan seguir avanzando y mejorando nuestra convivencia interna en un marco de plena normalidad de las actividades académicas.

Nuestra Universidad reitera su pleno compromiso con el respeto y la promoción de los Derechos Fundamentales, compromiso que no solo involucra a sus autoridades, sino también a todas las personas que formamos parte de esta Comunidad Universitaria. 

 

Óscar Galindo V.

Rector