Opinión

OPINIÓN: La ciencia es nuevamente ignorada

El Heraldo Austral

El Presupuesto para Ciencia, Tecnología e Innovación presentado por el gobierno para 2019 exhibe una reducción de un 4,6%. Esto ha generado gran inquietud, levantando las alertas del mundo científico. Sin embargo, esto no hace más que evidenciar que tenemos un problema estructural profundo que trasciende a los distintos gobiernos. El año 2015, destacados científicos, entre ellos 6 premios nacionales, firmaron una carta titulada “Nuestros Gobiernos han elegido la ignorancia” en virtud de la baja inversión en el área. La disminución en el presupuesto 2019 solo nos confirma que el problema de la baja inversión no es ideológico y evidencia que existe poca claridad, de manera transversal, sobre la importancia de invertir en ciencia, tecnología e innovación. Las decisiones políticas de nuestros gobiernos nos están dejando fuera del mundo de la generación de nuevo conocimiento. Hoy Chile apenas invierte entre un 0,35% a 0,40% del PIB en investigación, siendo uno de los más bajo de la OCDE. Mientras que economías consolidadas, invierten entre un 2% y 3% de su PIB y los países en desarrollo entre un 3% y 4%. La consecuencia de esta falta de visión hipoteca nuestro desarrollo en un mundo en donde la toma de decisiones basada en evidencias constituyen la base de las llamadas economías del conocimiento. De esta forma, seguiremos dependiendo de la transferencia de conocimiento desde otros países para enfrentar los desafíos de nuestra industria. Adicionalmente, en las universidades, instituciones donde se realiza gran parte la investigación, decisiones como éstas impactan negativamente los equipos de investigación, horadando a su vez los claustros de los programas de doctorado, afectando además la formación de las nuevas generaciones de científicos. Ante este escenario, no podemos callar y hacemos un llamado para que los actores políticos mediten su decisión y trabajemos en la búsqueda de un camino que nos permita avanzar hacia el desarrollo de un área estratégica del país.

 

Dr. Ariel Orellana

Vicerrector de Investigación y Doctorado

Universidad Andrés Bello