Opinión

Nuevos consumidores, mayores exigencias

El Heraldo Austral
Autor Portada: Josefina Bascur, subgerenta de Comunicaciones Corporativas de Daily Foods

El último reporte entregado por la World Internet Stats, en diciembre de 2017, arrojó que el 54,4% de la población mundial se encuentra conectada a la Web. Es decir, más de 4.100 millones de personas la utilizan para distintas tareas diariamente. Esta masificación ha provocado cambios profundos en los hábitos de los consumidores, lo que ha repercutido, innegablemente, en la manera en que las empresas deben dirigirse hacia sus públicos para seguir siendo competitivas.

Esta innovación “obligada” se traduce en nuevas formas de establecer relaciones de compra y venta en el mundo de hoy. Y cómo no, si las Redes Sociales son parte central de este cambio de paradigma. De acuerdo a una encuesta reciente del Pew Research Center, en estados Unidos las cuatro plataformas preferidas por los adultos en los Estados Unidos son YouTube (73%), Facebook (68%), Instagram (35%) y Pinterest (29%). Son estos canales los que modificaron para siempre las relaciones de consumo entre personas y empresas.

Si pensamos en la industria de la alimentación, los consumidores actuales, en especial los millennials, están cambiando sus hábitos y buscan productos sanos, simples, más claros, orgánicos y convenientes. De hecho, esta última característica es preferida por el 55% de los jóvenes de esta generación, de acuerdo al Consejo Internacional de Información sobre Alimentos. ¿Cómo abordamos, entonces, nuestra participación en una industria central para el bienestar de las personas?

Productos con etiquetas simples, una trazabilidad identificable fácilmente, una lista detallada de sus componentes, libres de gluten, de lactosa, de exceso de grasas o sin azúcar, son sólo algunas de las características que están demandando los clientes actuales a la industria alimentaria. ¿Lograremos incorporar estas nuevas distinciones si no somos flexibles como compañía y seguimos anquilosados en prácticas que no responden a estas nuevas exigencias?

Las empresas debemos ser capaces de mantener una escucha activa en todos los canales en los que entramos en contacto con nuestros consumidores. Ya no basta la web oficial, activaciones en puntos de comercialización o eficientes servicios post-venta. Hoy hablamos de perfiles en Redes Sociales que entreguen contenido atractivo o incluso aplicaciones que den respuestas precisas en momentos adecuados. Hoy, los consumidores están ahí y son esos espacios en donde existen grandes oportunidades de escucha para seguir alimentando la innovación.

 

Josefina Bascur, subgerenta de Comunicaciones Corporativas de Daily Foods