Regional

Cámara aprueba proyecto que presentó diputado Ascencio para que empresas salmoneras limpien sedimentos que dejan en el fondo marino

El Heraldo Austral

La moción que recibió indicaciones en sala retorna a la Comisión de Pesca,  para su discusión en particular.

Con el respaldo unánime de la sala de la Cámara, fue aprobado el proyecto del diputado DC, Gabriel Ascencio que exige a la industria salmonera limpiar y remover los desechos orgánicos e inorgánicos acumulados en el fondo marino donde están emplazadas sus concesiones de acuicultura. Además, la moción establece multas y sanciones que pueden ir desde la “suspensión de las operaciones” hasta “terminar con las concesiones” si la empresa salmonera jamás cumple con la norma. 

 Al respecto, el diputado Ascencio explicó que “hemos presentado este proyecto con el objeto de que la industria salmonera tenga la obligación de limpiar los desechos inorgánicos y tener un plan de recuperación con los desechos orgánicos.  Los inorgánicos neumáticos, basura, restos de jaula, pasillos y las salmoneras van a tener hasta los próximos dos años para limpiar todo lo que hay bajo las concesiones que tienen”.

 Por otro lado, en el caso de los desechos orgánicos el diputado explicó que “estos son fundamentalmente los que tienen que ver con los restos de alimentos, con la caída de las fecas, de nutrientes y productos químicos terapéuticos de los salmones, y lo que estamos pidiendo es que haya un plan de recuperación del fondo marino, que la industria se haga cargo del daño medioambiental que provoca en los fondos marinos”.

 Asimismo, el parlamentario DC aseguró que “lo lógico sería que cualquier actividad económica limpie el lugar donde funciona. La gente que trabaja en las ferias, deja todo limpio cuando terminan, hasta los equipos de fútbol dejan limpios los camarines y en cambio, la industria salmonera, una de las más importantes actividades económicas del país, deja lleno de desechos el fondo marino sobre el cual durante más de 3 años estuvieron sus jaulas”.

 Agregó “actualmente existe la tecnología suficiente para que puedan hacer ese trabajo sin ninguna dificultad, y por eso estamos presentando este proyecto para que sea obligación legal que, una vez ocupada una concesión marina, y cuando se inicia el período de descanso, nada de los sedimentos propios de la actividad de salmonicultura, nada de eso quede en el lugar”.

 El texto establece que el plan de recuperación tendrá por objeto establecer el uso de mecanismos físicos, químicos o biológicos tendientes a mejorar las condiciones del área de sedimentación, permitiendo que se acelere la incorporación de la materia orgánica al ambiente.

 En la misma línea, el plan de investigación tendrá por objeto el estudio y desarrollo de métodos y tecnologías para la recuperación de los fondos marinos, cuyos resultados deberán ser entregados al Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura, para mejorar los planes de recuperación.