Regional

Proyectan la mitilicultura como la industria del futuro de Chile

El Heraldo Austral

“Los mitílidos o los choritos pueden ser una industria del futuro de Chile” aseveró el vicepresidente ejecutivo de Corfo, Sebastián Sichel, durante su última visita a la región de Los Lagos; instancia donde se reunió con actores del sector y del Programa Estratégico Regional Mejillón de Chile.

En el marco del lanzamiento del programa Acelera realizado en Chiloé, la autoridad nacional participó de un encuentro con mitilicultores pertenecientes al Programa de Desarrollo de Proveedores y recorrió las instalaciones de la planta St. Andrews en Chonchi, interiorizándose acerca del proceso de cultivo de este molusco, cuyas exportaciones sitúan a Chile como líder mundial al comercializar el año pasado 81.102 toneladas en 66 destinos, logrando ventas por US$212,3 millones FOB (según datos aportados por Amichile).

En esta línea, Sichel sostuvo que “los mitílidos o los choritos pueden ser una industria del futuro de Chile; ya son la segunda producción acuícola, pero sobre todo tiene que ser una industria de la nueva era: sustentable, amigable con el medioambiente y donde grandes y pequeños productores articulan su oferta de manera de multiplicar los efectos dinamizadores de las economías locales”.

 

Diversificar matriz acuícola

La implementación del Programa Estratégico Regional Mejillón de Chile, año 3, fue abordado en una jornada de evaluación, destacando el “gran trabajo en articular a los distintos actores de la industria, en descubrir cuáles son las brechas existentes y en alinear la estrategia de desarrollo en un mediano plazo” precisó el personero de Corfo.

“Seguimos descubriendo que el chorito puede ser una gran oportunidad de desarrollo no sólo para Chiloé sino en general para el país, siendo una forma de diversificar nuestra matriz acuícola y haciéndola sustentable. Es decir, incorporando pequeños productores, mejorando la cadena de valor, multiplicando los actores de esta industria y, sobre todo, con un desafío gigantesco que es transformarla en una industria sustentable, que no sólo sea amigable con el medioambiente, sino que hace circularidad en sus procesos productivos” puntualizó Sebastián Sichel, vicepresidente ejecutivo de Corfo.